*piedras & cadenas!

¿qué onda la humanidad?


a partir de replanteos generales se disparan cuestionamientos profundos. hábitos diarios, que nos mantienen en actividad y al mismo tiempo nos paralizan, son representados entre viñetas de realismo absurdo y versos intelectuales pobres.

el grado de humor ó dramatismo de cada replanteo lo determina, interiormente, quien observa. la función social y la huella cultural que pueda tener una semilla tan pequeña, responderá al fruto de impulsos nuevos. las flores no existen en mi invitación, sino en el riego que generen las conexiones. este conjunto de expresiones carga la temperatura que cada quien tenga al mirar.

presente el agradecimiento a la música, la naturaleza y la amistad por permitir el constante movimiento del espíritu y acompañar la transformación de una mirada pesimista en acción artística sanadora.

sentir dos veces

sentir dos veces


¿aceptás una propuesta inocente?

si dejara que salga
lo primero que siento
al ver el lado impune
de este desequilibrio,

tendrías mi parte oscura,
ingenua, incomprensiva,
que brota con la bronca,
la angustia, el desconsuelo.

le tiraría piedras
al periodismo medio,
a crueles comerciantes
mandatarios del pueblo,

a quien negocia escuelas,
salud y hasta derechos,
a quien gobierna el mundo
en nombre del progreso.

pero por dicha tengo,
aún, algo de tiempo
para sentir dos veces
y no tirar las piedras

y erosionar palabras
que se vuelvan consuelo,
dibujando las alas
que desplieguen tu vuelo.

será porque me lleva
un corazón más lento,
que te invita unos mates
para observar lo nuestro,

y sentir lo que siento 
sin pensar lo que pienso.
y volvernos más verdes
hablando del silencio,
mandato imperial

mandato imperial


¿dónde está el negocio?

compramos la radio, los televisores,
los documentales, las ciencias ficciones,

compramos ofertas, dietas, cinturones,
horas de gimnasio, novelas, rumores,

compramos revistas, datos y temores
pastillas, estudios, parcelas, cajones

compramos la idea de enfrentar los roles
cómo ser milicos, cómo ser ladrones,

compramos las cámaras y los monitores
escudos, chalecos, bombas molotoves…

compramos las armas y aceptamos, pobres,
una educación importada y torpe

jugamos un juego que no corresponde
a nuestras raíces, a nuestros albores

pagamos con millas, viajes en aviones
petróleo manchado con explotaciones

pagamos con tierra, salud y temblores,
con arte, cultura y buenos jugadores

pagamos cargando barcos y camiones
cosecha, cultivo de nuestras labores

pagamos con votos, indigencia en bloque,
debemos con culpa a nuestros deudores

pagamos con tiempo, con sangre y sudores,
infierno sumiso rezando a los dioses

contemplando astros, lápidas y flores
hipnosis eterna, espejitos de colores
camino al cielo

camino al cielo


¿la luz posee a la especie?

hay una máscara,
cortante y frágil
como el cristal,
acariciada por el deseo
de pulgares que miden
el éxito
y el consuelo,
los dígitos del consumo.

una superficie chata
que polariza,
da miedo y entretiene;
huele a conexión
pero aísla los cuerpos,
y anula una dimensión
al volumen
de mi vuelo…

resistir es escapar
a esa máscara siniestra
es estar acá, saber
tocar realidad, oler
fantasía de la tierra
sin el gusto
del metal
sin una lente
que observa

encontrar otra mirada
para volver a creer
ser animal
en la calle
ser libres para crecer
explotar el corazón
en un abrazo de sueños
¡qué tu alma sea canción,
sin jurado ni premio!
encierro abierto

encierro abierto


¿caos ó control social?

escuela de conductas repetidas
que forma partidarios del encierro
en nombres, etiquetas,
archivos, documentos,

uniformes, hileras,
transportes y decretos
formularios, banderas,
moda, entretenimiento.

encierro en nuestra mente
que viaja por correo;
ya no hay escapatoria
de celulares nuevos.

en tu mano un ford falcon
que controla tus miedos,
te revisa la agenda,
sabe tu paradero,

registra tus acciones,
revela tus secretos,
te chupa la energía
secuestrando tu tiempo.



y si en tu cautiverio
se hace fruto tu engendro,
verás tu descendencia
incendiar este infierno

que intentará domarla
con los mismos anzuelos:
deberes y rigores,
obediencia y recelo.

pero estos seres duendes
que están amaneciendo
ya nacen conectados
al resto de los seres;

y entonces el encierro,
que parecía eterno,
será causa y principio
de los cuestionamientos.

metódico argumento
para crear de cero
cuando ya nada quede
y hayan muerto tus miedos.
esclavitud-sxxi

cadena perpetua


¿esclavitud por naturaleza?

pedalea mi memoria
la cadena de la historia
cuerpos reman, flotan, vuelan
sobre la faz de la tierra

llamativos envoltorios
cubriendo mi identidad
cautivantes ilusiones
confort y seguridad

sudor de mi piel morena
al servicio del poder
natural, que trae y lleva
hambre y ganas de comer

distraigo mi desarraigo
volviéndome musical
ritmo de otros pies hermanos
que encuentra mi pedalear